(V) Software para traductores: Utilidades online, en la nube y herramientas 2.0 de tipo genérico

Después de las entregas anteriores sobre (0) “el equipamiento informático del traductor”,  (1) “las herramientas y software genéricos más utilizados por los traductores“, (2) “las herramientas utilizadas por el traductor audiovisual y el subtitulador profesional” y (3) “herramientas TAO”  y (4) “herramientas para la localización de imágenes, páginas web y software, hoy os dejo en el blog el sexto artículo de la “Guía básica de software para traductores”, que publiqué hace unos días en PDF y que todavía podéis descargar aquí.

UTILIDADES ONLINE, EN LA NUBE Y HERRAMIENTAS 2.0 DE USO GENÉRICO

En esta entrada he incluido algunos de los programas y utilidades online, en la nube y herramientas 2.0 que pueden ser muy interesantes y recomendables para los traductores e intérpretes. Antes de nada, conviene diferenciar entre los tres tipos de programas ya que, si bien tienen un funcionamiento muy similar, no comparten exactamente las mismas características:

¿Qué son utilidades online? Por utilidades online entendemos todos aquellas herramientas ofrecidas única y exclusivamente a través de Internet, siendo completamente necesario disponer de conexión a Internet para poder hacer uso de ellas.

¿Qué es la web 2.0? La “web 2.0” es la denominación que se ha acuñado para describir aquellos sitios web que utilizan una tecnología que rompe con la concepción tradicional de páginas web que funcionaban siguiendo una filosofía estática.  La web 2.0 tiene como objetivo ofrecerles a los usuarios más posibilidades para involucrarlo en un proceso de intercambio de información. Por tanto, ahora el objetivo es conseguir que el usuario se involucre e interactúe, formando parte de un continuum constante donde no hay barreras entre el emisor de la información y el receptor, pudiendo convertirse ambos en participantes de un mismo proceso de intercambio constante de información. Los mayores exponentes de la web 2.0 son las redes sociales, blogs, wikis, y las páginas webs y plataformas dinámicas. Incluso algunos expertos afirman que las herramientas en la nube también forman parte del entramado de la web 2.0, ya que permiten extender más allá de nuestro escritorio la información, los servicios y aplicaciones que el usuario desarrolla.

¿Qué son las herramientas “en la nube”? Para entender su significado, primero es necesario saber qué es “la nube”. El término viene del inglés cloud computing, cuya traducción más cercana y literal es “informática en la nube” o “computación en nube” (soluciones que no terminan de convencernos a muchos traductores, pero que sin embargo ya han sido acuñadas y son recomendadas por entes tan importantes como la Fundación del Español Urgente). Las herramientas en la nube suponen una concepción completamente novedosa a la hora de interactuar con nuestro ordenador e internet. Se trata de herramientas online que funcionan a través de internet y que por lo general no requieren ningún tipo de instalación, facilitando en muchos casos el uso de herramientas y la oferta de servicios diversos.

¿Cuáles son las ventajas e inconvenientes de este tipo de herramientas?

Ventajas:

  • La primera ventaja de todas es que puedes acceder al uso de estas herramientas desde cualquier dispositivo que disponga de conexión a internet, lo cual te permite poder trabajar con ellas desde cualquier lugar.
  • Por lo general, las aplicaciones y servicios que se ofrecen son gratuitos o, al menos, más asequibles que las herramientas y software tradicionales que en la mayoría de los casos requerían de licencias (con la excepción del software libre). Sin embargo, en los últimos tiempos están proliferando servicios en la nube que cada vez son más limitados y que solo ofrecen sus servicios completos previo pago. Lo que sí podemos concluir es que con este tipo de sistema está mucho más controlado el tema de la falsificación o uso indebido de licencias.
  • Los servicios y aplicaciones se mantienen siempre actualizados, por lo que ya no es necesario instalar nuevas actualizaciones o packs de expansión para actualizar nuestras utilidades.
  • Los requerimientos de hardware son mucho menores, ya que solo necesitamos conexión a internet y un navegador fiable.
  • Permiten trabajar en modo colaborativo, de forma que varias personas pueden trabajar al mismo tiempo sobre un mismo documento y desde diferentes lugares del mundo.
  • Son compatibles con cualquier sistema operativo, ya que al no tener que ser instaladas no han de cumplir con ningún requisito.

Inconvenientes:

  • El primer inconveniente se puede extraer de la primera ventaja. Al tener que disponer de conexión a internet, no siempre podremos utilizarlas. Si somos propensos a viajar mucho, o a cambiar de manera constante de lugar, o nuestra conexión va lenta o no funciona bien, automáticamente estaremos sufriendo unas limitaciones que no sufriríamos utilizando las herramientas tradicionales. Aunque bien es cierto que hoy en día difícilmente un traductor puede desempeñar sus labores sin una conexión a internet fiable. Pero, en cualquier caso, es un requisito que antes o después podría limitar nuestro trabajo.
  • Los archivos y herramientas no están ubicados dentro de nuestro ordenador, y por tanto no tenemos pleno control sobre ellos. En este sentido, son muchos los que todavía dudan de la seguridad de este tipo de servicios.
  • Al ser continuamente actualizadas, requieren una curva de aprendizaje constante y un nivel de adaptabilidad elevado. Se puede dar el caso de que se produzca una actualización que nos dificulte adaptarnos a los nuevos cambios y que afecte a nuestro rendimiento o a nuestra forma de trabajar.  En este sentido, las herramientas no son tan “personalizables” como lo son las herramientas de escritorio, las cuales podemos actualizar y configurar a nuestro antojo, lo cual nos da una cierta garantía de poder trabajar de una manera estable y más adaptada a nuestras necesidades. Aquí surge un dilema importante, ya que la herramienta, por lo general, debe de estar al servicio del usuario, y no el usuario al servicio de la herramienta.
  • Se pueden producir cambios en las condiciones del servicio, de forma que de un día para otro pasen de ser un servicio gratuito a un servicio de pago.
  • En general, las aplicaciones no son demasiado potentes y no siempre podemos confiar plenamente en su rendimiento, aunque en la mayoría de los casos su funcionamiento y las posibilidades que nos ofrecen son más que suficientes.
  • Muy relacionada con la anterior está la cuestión de que un número de usuarios elevado puede provocar en muchos casos una saturación del servicio, provocando consecuencias en su rendimiento.

Una vez aclarados de manera básica estos conceptos, a continuación se incluyen una serie de programas, aplicaciones y servicios generales basados en esta filosofía que pueden ser útiles para los traductores e intérpretes:

  • Herramientas de almacenamiento: Sin duda, las herramientas más populares dentro del género de las herramientas en la nube son las de almacenamiento. Gracias a ellas, podremos guardar nuestros archivos y disponer de ellos gratuitamente. Muchos dicen que con estas herramientas las memorias USB han pasado a la historia. La herramienta de este tipo más conocida por todos es, sin duda, Dropbox, que cada día se está posicionando como una herramienta de trabajo casi imprescindible. Ofrece 2 gigas de almacenamiento de manera gratuita que se pueden ampliar de diversas formas. Otras alternativas a Dropbox son Skydrive, que ofrece 25 gigas de almacenamiento, ADrive, que ofrece 50 gigas, la recientemente estrenada Google Drive, que nos ofrece 5 gigas de almacenamiento, y SpiderOak, que sigue la línea de Dropbox y ofrece 2. Cada una de las anteriores tiene diferentes características, ventajas y algunas limitaciones (al ser gratuitas, no todas te dejan plenas libertades), pero todas ellas merecen la pena y son muy útiles como herramientas de almacenamiento online.
  • Procesadores de texto y suites ofimáticas: Son quizá, las herramientas en la nube más conocidas actualmente tras las anteriormente mencionadas. Estas nos permiten crear, modificar y editar nuestros documentos de texto, diapositivas, hojas de cálculo, y más, a través de un editor online, además de otras funciones que cada una de estas herramientas posee de manera individual. Pero por si esto no fuera poco, lo más atractivo de estas herramientas es que nos permiten compartir documentos para trabajar en modo colaborativo con otros compañeros, de forma que los documentos pueden ser editados a tiempo real por varios usuarios al mismo tiempo. Sin duda, de entre todas las que hay, la herramienta estrella y más conocida es Google Docs, ya integrada dentro de la plataforma de Google Drive. Otras alternativas muy interesantes son Skydrive (Microsoft), iWork (Apple), y Zoho.
  • Utilidades PDF y OCR: Otras herramientas muy interesantes son las PDF. Gracias a ellas, podemos dejar a un lado el famoso Adobe Acrobat, y tirar de ellas para hacer tareas tan sencillas como crear y visualizar PDFs, insertar comentarios en ellos, compartirlos, imprimirlos o, lo mejor de todo, convertirlos a Word, con las ventajas que eso suele conllevar para los traductores. Entre las más destacadas están PDF Scape y EasyPDF Cloud. Si además trabajamos con documentos escaneados o imágenes, y necesitamos extraer el texto, podemos utilizar FreeOCRpara formar un equipo perfecto junto con las anteriores herramientas.
  • Antivirus y antiespías: También hay varios antivirus online disponibles de forma gratuita, como Panda Cloud Antivirus o Bitdefender QuickScan, dos antivirus gratuitos que se ejecutan directamente desde “la nube”, y Virus Total, un servicio gratuito que analiza archivos y URLs sospechosasfacilitando la rápida detección de virus, gusanos, troyanos y todo tipo de malwareque nos ayudarán de una manera muy sencilla a mantener nuestro ordenador libre de virus.
  • Conversor de formatos: En muchas ocasiones necesitaremos convertir los formatos de diferentes archivos. Para esa tarea, si no disponemos de ninguna herramienta instalada en nuestro ordenador, podemos utilizar OnlineConvert, un conversor de archivos multimedia que convierte archivos como imágenes, vídeos, documentos, audio y muchos otros formatos de manera rápida y gratuita.
  • Cuentas de correo y mensajería: Aunque parezca una perogrullada, lo cierto es que las cuentas de correo y mensajería online son las herramientas que más utilizamos diariamente para establecer contacto con nuestros clientes y/o contactos. Por tanto, son herramientas básicas. Muchos prefieren utilizar Outlook o Thunderbird para gestionar y configurar sus cuentas, herramientas muy recomendables, pero que no son imprescindibles, ya que las interfaces online de las cuentas de correo electrónico han evolucionado mucho y nos permiten realizar todas las funciones básicas sin tener que salir de nuestra bandeja de correo online. Mencionamos, por cortesía, las más conocidas, que no necesitan carta de presentación: Gmail, Outlook (antiguamente Hotmail) y Yahoo. Para complementar a las anteriores se están empleando mucho los programas de mensajería instantánea, sobre todo para realizar videollamadas, videoconferencias, o para hablar en tiempo real. En la actualidad se han convertido en herramientas casi imprescindibles para muchos trabajos. Entre las más utilizadas están Skype y Windows Live Messenger.
  • Buscadores y metabuscadores: Los traductores realizamos infinidad de búsquedas en diferentes buscadores con el objetivo de documentarnos para poder solucionar los problemas que nos van surgiendo en los procesos de traducción. La mayoría de nosotros utilizamos Google, que es, como todos ya sabemos, el buscador más utilizado del mundo. Sin embargo, siempre es bueno contar con otras alternativas, porque no siempre encontraremos la misma información ni las mismas páginas en otros buscadores. Actualmente, las alternativas a Google son Bing y el buscador de Yahoo. Por otra parte, puede ser interesante utilizar metabuscadores, que son sistemas de búsqueda que localizan información en varios buscadores al mismo tiempo, potenciando aún más la eficacia de las búsquedas. El único defecto que tienen los metabuscadores, es que utilizan una sintaxis interna propia para realizar las búsquedas, por lo que en muchas ocasiones no se consigue el mismo efecto con los demás buscadores que si buscáramos individualmente con nuestras propias fórmulas y estrategias en cada uno de ellos. Con todo, siguen siendo una buena opción para satisfacer nuestras necesidades. Entre los más utilizados están Dogpile, Beaucoup, Infospace o Info.com.

  • Blogging, diseño y edición web: En los últimos tiempos nuestra profesión está evolucionando a pasos agigantados en el plano tecnológico. Es por ello por lo que cada vez es más necesario que el traductor se haga visible en internet. Si tienes poca idea de diseño web, tal vez las mejores opciones serían About.me, WordPress, Blogger o Linkedin. Son herramientas muy sencillas de utilizar y que te permitirán editar y actualizar tu perfil diariamente. Sin embargo, no son las únicas posibilidades para diseñar tu web de manera online:
      • About.me es una página que te permite crearte un perfil atractivo a la vez que sencillo, y en el que puedes incluir muy fácilmente todos tus datos, y también incorporar tus redes sociales y profesionales, de forma que estés localizable para aquellos que accedan a él. Funciona a modo de tarjeta de presentación online.
      • WordPress y Bloggerson dos servicios online que permiten crear un blog personalizado. Este blog podrás enfocarlo a una finalidad profesional, donde lo más común es tener una sección para ir compartiendo tus publicaciones junto con otras secciones en las que incluyas una pequeña sección en la que hables de ti, y otras en las que incluyas tu currículum (a ser posible, en tus lenguas de trabajo). Incluso puedes incluir un formulario de contacto. Son muchas las posibilidades, aunque es cierto que familiarizarte con el panel de administración te llevará un tiempo si no has utilizado todavía ninguna herramienta por el estilo.
      • Linkedines una red social más, como Facebook o Twitter, pero enfocada especialmente a fines profesionales. Ahí podrás publicar tu currículum, hablar de tu experiencia laboral y entablar contacto con otros profesionales de tu sector y/o con futuros clientes. No funciona tanto como una página web, pero es muy útil si no quieres complicarte la vida y si le das un uso adecuado
      • Si tienes ya algo de experiencia con HTML, has diseñado alguna web ocasional o has tenido algún blog que te ha permitido ponerte al día en este apartado, entonces quizá te interese utilizar alguna de las siguientes herramientas. En la red hay servidores que te permiten crear tu página web y alojarla de manera gratuita. Además, incluyen un panel de administración muy completo que te permitirá configurar un montón opciones. Podrás elegir entre varias plantillas o modificar alguna ya existente e ir incluyendo tus secciones de una manera muy sencilla. Las que yo considero más recomendables son Webhost y Hostinger. Incorporan un editor web de uso sencillo, muchas plantillas y diseños para elegir la que más te guste, correo web y 2 gigas de almacenamiento, que para lo que vamos a hacer, es más que suficiente. No obstante, si quieres invertir de verdad en la web, también puedes contratar un dominio .es o .com de forma que tengas una dirección más fácil de recordar para tus clientes.

  • Redes sociales: Las redes sociales cada vez están teniendo un mayor protagonismo en nuestro devenir como profesionales. Es por ello por lo que es interesante utilizarlas con fines profesionales, aplicando estrategias que nos permitan promocionarnos a nivel laboral. Son muchas las que hay a nuestra disposición. Entre Las más conocidas y utilizadas están Facebook, Twitter, Linkedin, Pinterest, Google+, Tumblr o Xing. Entre las redes y foros dedicados a traductores están Proz, Translators Cafe y, ya en español, Traditori.
  • Envío y transferencia de archivos: Aunque las carpetas virtuales para compartir archivos a las que nos hemos referido antes pueden ser útil para compartir archivos grandes, existen también otras aplicaciones destinadas a este fin de manera exclusiva. Estas está destinadas al envío de archivos muy grandes, algo que normalmente un traductor general no necesitará, pero que un traductor audiovisual quizá si podría echar en falta, ya que muchas veces se manejan (por ejemplo) archivos de vídeo en alta definición que son muy pesados. Para solucionar esta cuestión se inventaron herramientas online como WeTransfer, que nos permite enviar archivos de hasta 2GB, LargeDocument, que nos permite enviar archivos de hasta 8GB, FileDropper, que nos facilita el envío de archivos de hasta 5GB y FileTea, que no tiene límite de tamaño de archivos.

Bonus: Herramientas en la nube para la traducción audiovisual.

  • Editores de imágenes: Hasta el momento, se ha generado una gran dependencia de los productos de Adobe para editar imágenes, con un alto coste por licencia, lo que impide que dispongamos de una herramienta lo suficientemente potente como para modificar imágenes, ya sea sencillamente modificando su tamaño, o para añadir textos o efectos. Sin embargo, hay una serie de herramientas disponibles en la red que nos permitirán realizar ajustes básicos como editar textos, recortar imágenes, modificar tamaños y mucho más. Por ello, os recomendamos herramientas como Adobe Photoshop Express, que es la herramienta gratuita en la nube desarrollada por Adobe, o Pixlr, que son editores potentes y muy válidos para satisfacer las necesidades que suele tener un traductor para solucionar tareas relacionadas con la localización de imágenes.
  • Editores de vídeo y audio: En muchas ocasiones los traductores audiovisuales podemos vernos inmersos en tareas que requerirán editar o manipular vídeos. Para este fin ya hay herramientas en la nube que cuentan con funcionalidades básicas para la edición de archivos de vídeo. Entre las mejores destacan WeVideo y VideoToolbox, que nos brindan las funciones más importantes para crear, editar, modificar y producir nuestros propios vídeos. Otras alternativas son los editores que incluyen los sitios web de Youtube y Vimeo, que son muy básicos pero incorporan algunas opciones que pueden sernos de utilidad.

*Si estáis interesados en leer más sobre herramientas y utilidades para traducción asistida o localización, estad atentos al próximo artículo sobre “herramientas TAO en la nube”.

Rafael López Sánchez

Rafael López Sánchez

Traductor profesional (EN/IT>ES) especializado en traducción audiovisual, localización, diseño y maquetación. He traducido series, películas y documentales emitidos en cine, televisión y canales de Internet. Imparto cursos online sobre mis especialidades en Traduversia y participo como ponente en congresos y eventos de traducción.
Rafael López Sánchez
Opt In Image

¡APÚNTATE GRATIS AL CURSO «HERRAMIENTAS PARA LA LOCALIZACIÓN Y LA TRADUCCIÓN AUDIOVISUAL»!

Esto es lo que obtendrás si te apuntas:

  • Acceso gratuito e inmediato al curso
  • Cupones de descuento para matricularte en nuestros cursos a precio reducido
  • Información inmediata y exclusiva sobre nuestros nuevos cursos y ofertas
  • Un correo semanal con lo último del blog de Traduversia

 

Y además, aprovecha este cupón exclusivo para lectores de Jugando a traducir. 😉

Cupon-JaT-Blanco-01

¡Deja un comentario si te ha gustado la entrada!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

¡Deja tu comentario y comparte tu opinión! Recuerda ser constructivo en la medida de lo posible. :P

Loading Facebook Comments ...