¿Cómo se traduce un DVD?

Quizá la pregunta más adecuada para el título sería, «¿Cómo traduzco yo un DVD?», porque en realidad no considero que mis métodos sean los más ortodoxos, pero en cualquier caso me dan buen resultado. En las últimas semanas, he tenido la gran oportunidad de hacerme cargo de la traducción y el doblaje (con voz superpuesta) de una colección de DVDs sobre fisioterapia y rehabilitación. Ha sido un proyecto bastante ambicioso y a la vez muy gratificante con el que he podido aplicar y a la vez ampliar mis conocimientos sobre edición de audio y vídeo. Tan satisfactorio ha sido el resultado, que me he animado a contaros cómo lo he hecho. Vamos al grano sin más dilaciones:

1. Sobre el encargo

El encargo ha consistido en la traducción, doblaje y adaptación del material audiovisual. Por tanto, el objetivo ha sido añadir una voz superpuesta que traduzca las intervenciones del narrador original, traducir los menús, rótulos y gráficos que aparecen a lo largo del DVD y reeditar de nuevo el DVD.

comosetraducedvd

2. Recepción del material

Mi cliente se encargó de enviarme los DVDs por mensajería urgente. En realidad, lo normal en este tipo de encargos sería trabajar directamente con los archivos originales en los formatos editables correspondientes, pero en esta ocasión tuve que trabajar directamente con el DVD original editado en inglés, lo cual complicó bastante las labores de edición, dado que los archivos que contiene un DVD editado no están en formato editable y son por tanto más difíciles de manipular.

Una vez grabados y editados, los DVDs suelen incluir archivos en los siguientes formatos:

  • Archivos VOB (Video object): los archivos VOB contienen fundamentalmente datos de vídeo y audio, y también otros datos adicionales relativos a los menús del DVD y a los subtítulos (si los hubiera). Son los archivos más importantes. Si el DVD no incluyera estos archivos, no sería posible reproducir ninguna imagen.
  • Archivos IFO (Information): los archivos IFO contienen información en formato de tablas (textos, etiquetas, descripciones, parámetros, etc.) que es procesada por el reproductor de DVDs para facilitar la navegación al usuario.
  • Archivos BUP (Backup): los archivos BUP son copias de seguridad de los archivos IFO que se activan si los archivos IFO fallan.

Si bien es cierto que los archivos VOB son los más importantes y los que mas datos contienen, hay reproductores que no reproducen DVDs si estos no contienen los archivos IFO y BUP correspondientes.

CapturaDVDsFormatos Ilustración 1. Ejemplo de los archivos que contiene un DVD (VOB, IFO y BUP).

3. Traducción de los contenidos del DVD

Antes de entrar de lleno a la fase técnica, primero hay que traducir todos los contenidos del DVD: menús, rótulos, gráficos, créditos, diálogos, etc. Para ello no necesitamos hacer nada especial a nivel técnico, simplemente reproducir el DVD y traducir su contenido. Como ya sabéis, suelo recomendar VLC para este tipo de proyectos. VLC nos va a permitir cargar el DVD y acceder a los menús al igual que lo haría un reproductor convencional de DVD, por tanto es bastante útil. Otra opción puede ser extraer primero los archivos de vídeo del DVD para no tener que estar cargando los menús constantemente.

En cualquier caso, el objetivo final de esta larga fase es generar un guión que pueda servirnos para las fases posteriores de grabación, edición y posproducción. Yo opté por generar el típico guión que suele generarse para realizar doblajes: una tabla que incluyera los códigos de tiempo y los diálogos del narrador, que en esta ocasión era solo uno, por tanto no era necesario añadir su nombre constantemente. En esta fase me ayudó enormemente Aitziber Elejalde, que ha colaborado como traductora en el proyecto, lo que me ha permitido dedicar más tiempo a todas las labores técnicas (¡gracias, Aitzi!). 🙂

4. Preparación del material audiovisual

Para poder manipular los archivos del DVD, primero tendremos que copiarlos a nuestro disco duro. Para acceder a ellos, bastará con abrir el explorador de archivos y abrir al directorio del DVD. Una vez dentro, podremos ver los archivos VOB, BUP e IFO de una forma similar a como se ven en la Ilustración 1. Acto seguido, los seleccionaremos todos, los copiaremos y los pegaremos en una carpeta nueva. Dicha carpeta será la nueva carpeta del proyecto, así que huelga decir que conviene tenerla bien localizada.

5. Manipulación de los archivos

Para poder traducir el material audiovisual de nuestro DVD, tendremos que editar manualmente los archivos VOB. Para ello, tendremos que utilizar un editor de vídeo que pueda manipular estos archivos. Editores como Adobe Premiere, Sony Vegas o Camtasia pueden cumplir bien con este propósito. Si no tienes un editor que te permita abrir directamente los archivos VOB, puedes utilizar un conversor de formato como Format Factory para pasar los archivos VOB a formato MPEG, MP4 o AVI. Para editar los vídeos, también puedes utilizar editores gratuitos como EZVid o Avidemux. Son más simples e incluyen menos opciones que los editores anteriores, pero son suficientes para proyectos de este tipo.

En esta ocasión, elegí trabajar con Adobe Premiere, dado que me permitía editar directamente los archivos VOB sin necesidad de convertirlos a otro formato. Los pasos a dar dentro del programa serían los siguientes:

  • Importar los archivos VOB dentro de Premiere. Es recomendable editar cada archivo VOB por separado, por tanto habría que crear un proyecto diferente para cada archivo. De esta forma trabajaremos de una forma más ordenada. Una vez tengamos creado nuestro proyecto, importaremos los archivos haciendo clic en Archivo/Importar… o presionando el atajo de teclado Ctrl + I.

Captura de pantalla 2014-09-14 19.10.20

  • Una vez importados, tendremos que añadir los vídeos a la línea de tiempo para poder manipularlos y grabar las voces. Para ello, simplemente tenemos que hacer clic en el archivo de vídeo correspondiente y arrastrarlo dentro del recuadro «Línea de tiempo», ubicado en la parte inferior derecha de la interfaz del programa. Cuando tengamos los archivos en la línea de tiempo, ya estaremos listos para pasar a la fase de grabación.

CapturaPremiere

6. Grabación de voces

Para grabar las voces, vamos a necesitar como mínimo un micrófono, aunque es recomendable disponer de una buena tarjeta de sonido o interfaz USB (o un micrófono USB de calidad como los que comercializa la empresa Blue). Huelga decir que cuanto mejor sea nuestro equipo, mejor será la calidad final del sonido.

Una vez tengamos nuestro micrófono instalado y enchufado, tenemos que activarlo dentro de Premiere. Para ello, debemos hacer lo siguiente:

  • En primer lugar, debemos activar el Mezclador de pista de audio. Esto lo haremos haciendo clic en Ventana/Mezclador de pista de audio. Cuando hagamos clic, nos debe aparecer el mezclador en la ventana superior izquierda.

CapturaPremiere2

  • Acto seguido, debemos asegurarnos de que nuestro micrófono y nuestro dispositivo de audio están habilitados. Para ello, tendremos que hacer clic en Edición/Preferencias/Hardware de audio…

CapturaPremierePreferencias

  • Y deberemos seleccionar el dispositivo de audio correspondiente en el cuadro diálogo que nos aparece. Tendremos que seleccionarlo desplegando la pestaña Audio de escritorio de Adobe y haremos clic en Aceptar.

CapturaPremierePreferencias2

  • El próximo paso consistirá en habilitar una de las pistas de audio del proyecto para poder grabar en ella. Esto lo haremos desde el Mezclador de pista de audio que activamos anteriormente. Tan solo tendremos que hacer clic en el botón “R”. Cuando lo activemos, tendremos que comprobar la ganancia de nuestro micrófono y ver si todo funciona correctamente. Puedes dar unos toquecitos con el dedo en el micrófono para comprobar si se enciende la barra de sonido del mezclador. De ser así, todo estará correcto.

CapturaPremiereRecord

Debemos tener cuidado de no habilitar para grabar la Pista 1, pues de ser así lo que haremos será grabar encima del audio anterior y perderemos el audio original del DVD. Es conveniente grabar en una pista nueva para luego poder ajustar los volúmenes de cada pista en el mismo mezclador.

Para empezar con la grabación, simplemente tendremos que hacer clic en el botón Grabar, que es un círculo rojo que aparece en la barra central del programa. A partir de este momento, los audios que grabemos nos irán apareciendo directamente en la pista seleccionada. De aquí en adelante, simplemente tendremos que ir grabando nuestros audios hasta terminar con la grabación de voces. La edición la dejaremos para después.

BotónRecord

7. Edición de audio

Si el audio se ha grabado adecuadamente, ahora simplemente tendremos que ajustar los volúmenes de las pistas de audio para generar el voice over. Yo suelo dejar el la ganancia de la pista nueva a nivel 0 y reduzco la ganancia de la pista original a -9 o -10, aunque para conseguir el efecto deseado lo mejor es hacer pruebas hasta que el oído nos diga que los volúmenes están bien equilibrados. Hay que tener en cuenta que no queremos eliminar por completo el audio de la pista original. Queremos que se intuya, pero sin llegar a interferir en la pista nueva. Por tanto, no debemos bajar demasiado el volumen, ni tampoco dejarlo demasiado alto. Hay que buscar un término medio. De esta forma, conseguiremos un voice over bien equilibrado.

8. Edición de rótulos, gráficos e insertos

Esta labor es quizá una de las más complicadas, pues en mi caso he tenido que volver a crear los rótulos y superponerlos sobre los anteriores. Para ello,utilizo las herramientas que incorpora Premiere. Solo hay que utilizar el editor gráfico que incorpora Premiere e ir añadiendo tantos elementos como sean necesarios. Para añadir elementos gráficos a los vídeos, utilizaremos el botón Nuevo elemento, ubicado en el recuadro inferior izquierdo. Lo normal será crear nuestros títulos en el editor o añadir capas de ajuste, según convenga.

CapturaNuevoElemento

CapturaEditorPremiere

9. Exportación de medios

Una vez estén listos los rótulos, estaremos listos para exportar los archivos finales de vídeo. Para ello, haremos clic en Archivo/Exportar/Medios… o presionaremos el atajo de teclado Ctrl+M. Esto nos permitirá acceder a un cuadro diálogo en el que podremos configurar los ajustes de la exportación.

ExportarMedios

CapturaAjustesExportación

Lo normal será elegir un formato del tipo MPEG, dado que los archivos VOB son en realidad archivos MPEG codificados para DVD. De esta forma, nos aseguraremos de preservar la calidad original del vídeo. En este cuadro de diálogo debemos, por tanto, asegurarnos de elegir el formato adecuado y prestar atención a atributos como los fps (fotogramas por segundo), la resolución (píxeles por pulgada) o el bitrate, que son los atributos básicos que nos ayudarán a conseguir una calidad óptima. Una vez esté todo listo, haremos clic en Exportar, y ya solo tendremos que esperar que se generen los nuevos archivos de vídeo.

10. Creación del menú de DVD (autoría)

Una vez tengamos listos los archivos de vídeo, tendremos que crear el menú de nuestro DVD. Para ello, podemos utilizar herramientas como Adobe Encore CS6 o DVDStyler. En esta ocasión, he preferido utilizar DVDStyler, que además es gratuito y permite configurar los menús con facilidad. En la misma web de DVD Styler explican cómo crear un menú, así que simplemente tuve que seguir cada uno de los pasos hasta generar el DVD final. Aquí tenéis una captura del menú que creé para el DVD con DVDStyler.

Captura-premiere

¿No ha quedado mal, verdad? 😛

Lo cierto es que el proceso es largo, pero, una vez aprendes a dar cada uno de los pasos, se convierte en una labor muy entretenida y gratificante. Sobre todo cuando haces clic en Créditos y ves tu nombre en pantalla.

CapturaCréditos

Voilà! ¡Otro proyecto más terminado! 😀 Espero que os haya gustado leer cómo ha sido el proceso y que hayáis aprendido algo de la experiencia. A mí me ha resultado duro, pero al final ya veis lo gratificante que es. 

¡Hasta la próxima!

Rafael López Sánchez

Rafael López Sánchez

Traductor profesional (EN/IT>ES) especializado en traducción audiovisual, localización, diseño y maquetación. He traducido series, películas y documentales emitidos en cine, televisión y canales de Internet. Imparto cursos online sobre mis especialidades en Traduversia y participo como ponente en congresos y eventos de traducción.
Rafael López Sánchez
Opt In Image

¡APÚNTATE GRATIS AL CURSO «HERRAMIENTAS PARA LA LOCALIZACIÓN Y LA TRADUCCIÓN AUDIOVISUAL»!

Esto es lo que obtendrás si te apuntas:

  • Acceso gratuito e inmediato al curso
  • Cupones de descuento para matricularte en nuestros cursos a precio reducido
  • Información inmediata y exclusiva sobre nuestros nuevos cursos y ofertas
  • Un correo semanal con lo último del blog de Traduversia

 

Y además, aprovecha este cupón exclusivo para lectores de Jugando a traducir. 😉

Cupon-JaT-Blanco-01

¡Deja un comentario si te ha gustado la entrada!

8 comentarios
  1. Maria Souto
    Maria Souto Dice:

    Te felicito por tu polivalencia, Rafael.
    Y con la pasión que le pones, seguramente el resultado final será perfecto.
    Sólo una reflexión…
    En este trabajo hay varias funciones. Mencionemos tres:
    – La traducción, realizada por un traductor.
    – El doblaje, realizado por un actor.
    – La edición, realizada por un técnico de audio y vídeo.
    Cada una de esas partes es una especialidad bien diferenciada en el sector audiovisual (aunque a veces haya personas que dominen más de una). Cada una de ellas tiene sus tiempos y, sobre todo, sus costes.

    Como has hecho tú las tres funciones, sería de esperar que la facturación incluya el coste de las tres especialidades. Si es así, olé por tus capacidades, y adelante.

    De no ser así, estaría todo bien en tu función de traductor, pero entrarías directamente en una categoría que mucho “amamos” por estos lares en lo que a las otras dos especialidades se refiere.
    Si al cliente este trabajo hecho por profesionales de cada una de las ramas le salía por X y al hacérselo todo tú le salió por X partido por cinco, o por 10… no sé yo… pero parecería como que a los actores profesionales y a los técnicos de sonido no les va a molar mucho la cosa…

    Saludos

    Maria

    Responder
  2. jjelectra
    jjelectra Dice:

    Enhorabuena por compartir lo que sabes para facilitar el trabajo a quien lo necesite. Yo quisiera aportar una cosa, y es que el que no pueda editar los archivos VOB directamente en su programa de edición puede descargar gratis el conversor MPEG Streamclip. Con la opción “Abrir DVD” podrá seleccionar el track a convertir e incluso dar un In y un Out para seleccionar solamente una porción si se desea.

    Saludos.

    Responder
  3. Pablo Muñoz Sánchez
    Pablo Muñoz Sánchez Dice:

    Madre mía, qué currazo de trabajo… y de entrada. 😛 ¡No podía ser más detallado!

    Me acuerdo de que cuando “ripeaba” DVD la primera vez que tuve un lector DVD en el ordenador… Aprendí mucho sobre codificación y esas cosas. Me ha recordado esos tiempos.

    ¡Gracias por compartir todo lo que sucede en un encargo de traducción así de complejo!

    Un saludo,

    Pablo

    Responder
  4. Aitzi
    Aitzi Dice:

    Ahora ya me hago una mejor idea de todo el trabajo adicional que tenías que hacer a parte de la traducción, yo lo pensaba y me sentía incapaz de hacer algo así. De todas formas, así explicado parece más fácil pero aún así yo no lo sabría hacer… 😉

    ¡La verdad que resulta muy gratificante ver mi nombre en los créditos!

    Gracias por la mención y espero que podamos colaborar en más proyectos.

    Un saludo,
    Aitziber

    Responder
  5. Rubí
    Rubí Dice:

    ¡Me gustó mucho tu entrada! Siempre he querido especializarme en traducción audiovisual y definitivamente esto me da una idea más clara del trabajo tan importante gratificante que es.

    Saludos desde México. =)

    Responder

Trackbacks y pingbacks

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

¡Deja tu comentario y comparte tu opinión! Recuerda ser constructivo en la medida de lo posible. :P

Loading Facebook Comments ...